El Centro Botín ha recibido la primera sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº1 de Santander, donde se ha confirmado la legalidad de la licencia de obras otorgada por el Ayuntamiento de la ciudad para edificar el centro de arte, promovido por la Fundación Botín.

De esta manera, la sentencia desestima el recurso contencioso-administrativo presentado por la Asociación para la Defensa de los Recursos de Cantabria (ARCA) y por Ecologistas en Acción, referente a la afectación del edificio al tráfico marítimo por el acabado de la cubierta, la falta de armonía con el entorno o el perjuicio a bienes protegidos.

Sobre la posible afección del Centro Botín a la seguridad del tráfico marítimo, la sentencia señala que es una afirmación carente de base probatoria, ya que “no se acompaña de ningún medio de acreditación”.

En cuanto a la falta de armonía en la zona, el juez manifiesta que ARCA y Ecologistas en Acción “se limitan a expresar una mera opinión, subjetiva y carente de justificación técnica”. Además, el juez agrega que en ese entorno (Paseo de Pereda) considerado armónico, no es el estilo arquitectónico ni la tipología de edificios el elemento aglutinador, pues las edificaciones responden a distintos estilos.

Finalmente, en referencia a los bienes protegidos, el magistrado señala que la parte actora “se limita a citar preceptos, sin más razonamiento, y efectúa afirmaciones categóricas carentes de explicación y prueba que impiden acoger argumentos de difícil compresión, por el hecho de que no se exponen ni desarrollan, sino que se afirman conclusiones”.

Recientemente, La Fundación Botínha instado a los Amigos del Centro Botín a ser voluntarios para el programa que se realizará entre julio y octubre, y que tiene como objetivo inaugurar los Jardines de Pereda y el túnel para soterrar el tráfico.