La Sala de Exposiciones de La Vidriera acogió la inauguración de la muestra pictórica ‘Los Heteróceros’ de la artista vizcaína Leticia Gaspar, que se podrá visitar hasta el 10 de marzo de lunes a viernes en horario de 17 a 21 horas.   

Gaspar fue la ganadora de la XXIV edición del Concurso de Pintura Rápida al Aire Libre del Ayuntamiento y quedó en segunda posición en la edición siguiente y en tercer lugar en la de 2015, por lo que esta exposición constituye “una gran oportunidad” para conocer su trabajo.

Las obras que se van a ver a lo largo del próximo mes en el centro cultural son un ejemplo de “la particular visión” sobre el entorno urbano de esta licenciada en Bellas Artes por la Universidad del País Vasco, que define su trabajo como “una interpretación de la realidad” en la que potencia “los valores plásticos” con el “objetivo fundamental de cr”.

Los heteróceros a los que hace referencia el título de la exposición son las mariposas nocturnas que habitualmente se sienten atraídas por la luz, pues el proyecto que Gaspar trae a La Vidriera se desarrolla alrededor de la luz artificial y el entorno urbano.   

En el catálogo de la muestra, la artista señala que ha tomado como referente las fotografías personales realizadas en diferentes lugares que ha ido recopilando a lo largo de muchos años, ya que en ellas “la luz emerge como un potente atractivo para la mirada” y lo ha transmitdo en sus obras en las que predominan los interiores y los exteriores o una combinación de ambos en los que “se da una tensión o diálogo entre la acumulación material, con diversos grados de confusión, y el ordenamiento que surge de la composición y de los focos lumínicos”.

En su trayectoria, su incursión en la fotografía le llevó a ser seleccionada en el concurso internacional II Premio de Fotografía Digital Ayuntamiento de Santander-Foconorte, y fue semifinalista de los premios Adobe Design Achievement Awards de San Francisco, EEUU.

Asimismo, su obra se ha podido visitar en más de cien exposiciones colectivas, en España, pero también en países como Portugal, Italia, Serbia y EEUU, y algunos de sus cuadros están en decenas de colecciones de ayuntamientos, instituciones y empresas privadas.