Fundación Botín, presidida por Emilio Botin, ha elaborado un informe sobre los resultados obtenidos gracias a la aplicación de la Educación Emocional y Social en distintos centros escolares del mundo.

Fundación Botín ha hecho una apuesta clara por el desarrollo de la inteligencia emocional y social y ha puesto en marcha un proyecto en distintos centros escolares.

La disminución de la violencia en las aulas, la reducción de las desigualdades sociales, la mejor capacitación de los niños para afrontar situaciones de incertidumbre son algunos de los grandes logros obtenidos en los alumnos que han recibido este tipo de educación.

El Informe Fundación Botín 2013, es el tercero realizado en los últimos cinco años sobre las experiencias educativas en un total de 16 países. En esta ocasión se ha analizado cómo se está llevando a la práctica este modelo educativo en Argentina, Austria, Israel, Noruega y Sudáfrica.

 

En España, la Fundacion Botin ya aplica la Educación Emocional y Social en cuatro comunidades autónomas: Cantabria, Madrid, Navarra y La Rioja. La presentación de este informe tendrá lugar en la sede de la fundación en Madrid, en un acto que contará con la presencia de algunos de los expertos de los países mencionados.

Actualmente, la Fundación Botínimparte la III Edición de su Máster en Educación Emocional, Social y Creatividad, que organiza en colaboración con la Facultad de Educación de la Universidad de Cantabria.

La Fundación Botín, dirigida por Iñigo Sáenz de Miera, es la primera fundación privada de España por volumen de inversión y por el impacto social de sus programas. Esta organización se dedica desde 1964 a contribuir con el desarrollo de la sociedad en ámbitos como el cultural, económico y social.

La  Fundación promueve las artes plásticas, el desarrollo ruralprogramas de becas, actividades en el área de las ciencias y otras áreas que desde la Fundación ponen valor al talento de profesionales españoles.