El Gobierno de Cantabria organizará una serie de talleres para acercar la sociedad prehistórica a los escolares, que se desarrollarán en el MUPAC y en diversas cuevas. Se trata de una oferta de tres actividades dirigidas a estudiantes de todas las etapas, que se irán desarrollando según demanda. Serán impartidos por Aurelio Munúa, de la empresa Paleoscenic, anteriormente responsable de los talleres del Museo de Altamira. 

Así lo ha anunciado el Gobierno este miércoles en una nota de prensa, en la que ha especificado que el primero de los talleres, que se celebrará el 19 de marzo, lleva por título ‘La naturaleza, el supermercado de la Prehistoria’, participarán dos grupos de 14 alumnos cada uno del CEIP Manuel Llano, y se impartirá en las cuevas. El segundo y el tercero se han diseñado específicamente para el Museo, teniendo en cuenta las colecciones y condiciones del centro. 

El objetivo general de este primer taller es valorar el alto conocimiento de las personas del paleolítico sobre la naturaleza y la estrecha e íntima relación que aquéllas tenían con su entorno inmediato del cual obtenían sus recursos, pero sin modificarlo, así como comprender el proceso intelectual que hay detrás de la concepción y el diseño de los útiles creados por las sociedades del paleolítico. 

El siguiente taller mostrará, a los participantes mayores de ocho años, el tratamiento de la piel tras la caza en los tiempos prehistóricos. Con él, comprenderán que la actividad de la caza en el Paleolítico Superior suponía un recurso de primer orden, pero no solo por la obtención de alimento, sino por el aprovechamiento prácticamente íntegro de las piezas cazadas, y comprobarán el duro trabajo que suponía el procesado de la piel y las posibilidades de ésta según el tratamiento efectuado. 

Concluirá este ciclo de actividades divulgativas con el dedicado a la ornamentación como un elemento innato al homo sapiens desde el comienzo de su historia, investigando la capacidad del hombre prehistórico para la creación de diferentes objetos decorativos. 

Todas las reproducciones y recreaciones utilizadas para el desarrollo de estas actividades están elaboradas con las mismas materias que los originales, por lo que se manipulan los útiles tal y como eran cuando fueron usados por sus creadores prehistóricos. 

La duración de cada taller es de 50 minutos, en grupos de 25 personas como máximo.