El Gobierno de Cantabria y el Departamento francés de La Dordoña (Aquitania), donde se encuentra la cueva de Lascaux, firmarán “en los próximos meses” un protocolo de colaboración para la gestión y difusión del arte rupestre con el que cuentan ambos territorios.

Así lo ha anunciado en un comunicado, el Ejecutivo regional con motivo de la asistencia del consejero de Educación, Cultura y Deporte de Cantabria, Ramón Ruiz, a la inauguración del Centre International de l’Art Pariétal Montignac-Lascaux, también conocido como ‘Lascaux IV’, que ha tenido lugar en La Dordoña (Aquitania) y al que ha asistido el presidente de la República Francesa, François Hollande.

De hecho, Ruiz ha aprovechado la invitación realizada por las instituciones de La Dordoña para asistir al evento para reunirse con el presidente del departamento de esta región francesa, Germinal Peiró, y estudiar con él el borrador de este protocolo que se va a firmar.

Esta colaboración va a permitir la cooperación de ambas instituciones, junto con los municipios en los que se ubican cuevas con arte rupestre, a la hora de llevar a cabo iniciativas y proyectos que impulsen aspectos relacionados con la gestión y difusión del patrimonio rupestre de ambas territorios, según ha informado en un comunicado el Gobierno de Cantabria.

Ruiz ha subrayado la “importancia” que, a su juicio, tiene el “estrechar cauces de colaboración” con este departamento francés, donde, según recuerda el Ejecutivo, se ubica una de las cavidades con arte parietal “más importantes del mundo” junto con la cueva de Altamira del municipio cántabro de Santillana del Mar.    

Uno de los objetivos del viaje ha sido, según el consejero, “conocer de primera mano” las actuaciones que en torno al arte rupestre se están llevando a cabo en esta zona francesa.