La actriz cántabra Marta Hazas ha sido proclamada Orujera Mayor en la XXIV edición de la Fiesta del Orujo que se celebra este fin de semana en Potes.  

 Antes de la proclamación, en la tarde de ayer, tuvo lugar el tradicional recorrido por la calles de la capital lebaniega hasta la plaza de La Serna, donde se guardó un minuto de silencio en recuerdo a las víctimas de los atentados de París.

Al acto asistieron la vicepresidenta cántabra, Eva Díaz Tezanos, los consejeros de Presidencia y Justicia, Rafael de la Sierra y de Economía y Hacienda Juan José Sota; la presidenta del Parlamento, Dolores Gorostiaga; la directora general de Turismo, Eva Bartolomé; el delegado del Gobierno, Samuel Ruiz, y los alcaldes de la comarca de Liébana, así como los miembros de la Cofradía del Aguardiente de Orujo y los Vinos de Liébana, y representantes del resto de cofradías gastronómicas de Cantabria y comunidades vecinas, entre otros invitados.   

Tras el desfile hasta la plaza de la Serna donde tuvo lugar la proclamación pública de Marta Hazas como Orujera Mayor, se procedió al encendido de la alquitara. Este domingo se dará a conocer el ganador de la Alquitara de Oro.

Un jurado de prestigio, coordinado por el presidente de la Academia de Gastronomía de Cantabria, Javier Hernández de Sande, e integrado por especialistas y profesionales junto con un representante de cada orujera es el encargado durante este fin de semana de realizar la cata ciega para elegir el mejor aguardiente del año entre siete de las ocho productoras que participan en la fiesta (Solo El Coterón no se presenta al certamen).   

La recaudación obtenida con la degustación de orujos durante la fiesta se destinará a tres colectivos: Cáritas de Liébana, el Grupo Vivendo de atención a los discapacitados y la Cofradía del Aguardiente de Orujo.   

En la edición del pasado año, las 15.000 personas que asistieron a la fiesta consumieron alrededor de 50.000 chupitos.