La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Santander ha aprobado hoy un convenio de colaboración con Cantabria Acoge para continuar con sus programas de asesoramiento jurídico y formación a inmigrantes, que da continuidad a una colaboración iniciada en 1992, año de creación de la asociación.

En virtud de este acuerdo, la asociación recibirá una subvención de 7.000 euros para mantener sus actividades en materia de sensibilización y para prevenir el racismo, ha explicado la concejala de Barrios, Participación Social e Inmigración, Carmen Ruiz.

Entre los servicios prestados a través de este convenio se incluye el asesoramiento jurídico a inmigrantes sobre derecho de extranjería y tramitación de expedientes que los profesionales de Cantabria Acoge prestan un día por semana en el Centro Municipal de Inmigración y Cooperación al Desarrollo (CMICAD).

Asimismo, el convenio incluye asistencia jurídica gratuita en materia de racismo y xenofobia, y un programa formativo para agentes “antirumores”, una figura para prevenir el racismo dentro de la Red de Ciudades Interculturales.

Carmen Ruiz ha recordado que el Ayuntamiento desarrolla actuaciones dirigidas a la población inmigrante y a la atención de sus necesidades a través de los servicios sociales de atención primaria y del Programa de Acogida, Formación y Sensibilización, en algunos casos, con la colaboración también de asociaciones del sector.

En el caso de Cantabria Acoge, la concejala ha señalado que desde 2012  la colaboración se centra en la asesoría jurídica, un servicio que este año se ha ampliado en el área formativa para poder prestar una atención más integral al colectivo inmigrante.