El proyecto de remodelación impulsado por la Fundación Botín y llevado a cabo el paisajista Fernando Caruncho y el arquitecto Renzo Piano ha convertido a los nuevos jardines uno de los espacios públicos “más especiales” de España.

Desde hoy ya podemos empezar a disfrutar de uno de los espacios públicos más especiales de nuestro país, al borde de una de las bahías más bonitas del mundo”, ha ensalzado el presidente de la Fundación, Emilio Botín, en la inauguración de los nuevos Jardines.

La Fundación ha invertido 15 millones de euros en la remodelación de estos Jardines –otros 15 millones en el túnel y otros 50 en el Centro Botín– que han duplicado su extensión de 20.000 metros cuadrados a cerca de 48.000 y triplicado su superficie verde, pasando de 7.003 a 20.056 metros cuadrados.

Esta prolongación del centro de la ciudad al mar ha sido posible gracias a la anulación del antiguo vial que discurría delante de los Jardines y a la supresión del tráfico que, desde hace un mes, se canaliza por medio de un nuevo túnel, de 219 metros de longitud, que permite el paso de más de trece millones de vehículos al año.