La plaza de Alfonso XIII se cierra definitivamente al tráfico a partir de hoy, jueves. Esta zona se encuentra dentro del proyecto de ampliación y mejora de los Jardines de Pereda.

Se amplía el vallado de la obra en la plaza de Alfonso XIII, lo que hará necesario cortar de forma definitiva el tráfico rodado a través de la plaza, desde Calvo Sotelo hasta el Hotel Bahía, de manera que no se podrá circular por la plaza y, por tanto, tampoco acceder a ella ni desde la calle Calvo Sotelo ni desde la calle Cádiz.

Esta situación ya será definitiva porque el diseño final de la plaza es totalmente peatonal, por lo que los vehículos ya no podrán transitar por ella, y el giro desde Calvo Sotelo hacia el paseo marítimo deberá hacerse a través de la glorieta del Banco de Santander.

Debido al desarrollo de las obras, también se cortará la salida por la calle Cádiz hasta la Plaza de Alfonso XIII, por el Hotel Bahía, para llegar a la glorieta del Incendio, una zona en la que, hasta ahora, se permitía salir a los vehículos que, con carácter restringido, accedían al tramo de la calle Cádiz afectado por las obras de peatonalización.

Tampoco se podrá acceder por la plaza de Alfonso XIII a la calle Somorrostro y a la Plaza del Obispo Eguino y Trecu, donde se encuentra la Catedral.

Para resolver esta situación, se está habilitando el acceso desde Calvo Sotelo por la Plaza de Atarazanas que está previsto en el proyecto de peatonalización de la calle Cádiz.

El acceso de vehículos por este vial, que se ha abierto hoy y será restringido y se eliminarán las plazas de OLA existentes en la plaza de Eguino y Trecu, dejando solamente las reservadas para el Obispado, Catedral y Catastro.