La Fundación Botín colabora con más de 70.000 niños en España con el Programa de Educación Responsable, en el que trabajan 7.000 profesores y con el que se mide la inteligencia emocional de niños (desde 2,5 hasta 11 años) y adolescentes (de 12 a 17 años) para implementar técnicas de vanguardia.

Los datos fueron conocidos durante la presentación, este jueves, del IV Informe Educación Emocional y Social. Análisis Internacional que estudia iniciativas educativas puestas en marcha en Dinamarca, Malta, México, Nueva Zelanda y Suiza.

Durante el acto, la Fundación Botínexplicó que “a través de este programa, los alumnos mejoran significativamente su inteligencia emocional, en concreto la claridad o comprensión emocional para identificar y diferenciar las propias emociones y el uso de estrategias para reparar los estados emocionales negativos; su comportamiento asertivo (capacidad para defender sus derechos y expresar ideas y sentimientos respetando a los demás, evitando conflictos) y reducen sus niveles de ansiedad”.

Asimismo, el informe asegura que se ha producido una correlación entre el clima escolar y el nivel académico y se ha incrementado el rendimiento académico.

Para la Fundación Botín, la creatividad está presente en los niños por naturaleza, pero la confianza de muchos de ellos en esta capacidad disminuye a medida que conviven con su entorno inmediato y en la escuela, coartando con demasiada frecuencia capacidades que “deberíamos dejar florecer y reforzar”, siendo la educación emocional y social impartida en el entorno escolar y familiar una buena forma de lograrlo.

Christopher Clouder, director del grupo de investigación que ha realizado la introducción del Informe, asegura que “en un mundo con una tecnología en creciente sofisticación, las habilidades emocionales y sociales que requeriremos serán cada vez más la empatía, la atención, la tolerancia, la responsabilidad, la creatividad y la imaginación”, ya que éstas son capacidades que no encuentran réplica en la inteligencia artificial. Además, el experto alerta sobre las nuevas tecnologías, que pueden “apartarnos del mundo real para vivir en uno automatizado a través de pantallas, algoritmos e interfaces”, un riesgo que debería llevarnos a analizar las repercusiones éticas del impacto de la tecnología en nuestra vida y en la de nuestros niños.

 Recientemente, La Fundación Botín ha anunciado la presentación, este viernes 24 de abril, del libro ‘Millennials, inventa tu empleo’ de Iñaki Ortega, director de Programas de Deusto Business School en Madrid.