La actuación tiene como finalidad controlar la presión en tres zonas, donde la presión es elevada y, cuando el caudal es bajo, la presión aumenta lo que provoca, en ocasiones, averías y roturas en la red.
El proyecto municipal, al que se destina una inversión de 80.000 euros, permitirá resolver los problemas ocasionados en la red de abastecimiento por este motivo, mejorando así el servicio que se presta a los vecinos.
Estos trabajos se enmarcan dentro de la mejora constante de la red de abastecimiento, que el Consistorio santanderino desarrolla en la ciudad en colaboración con aqualia, la empresa concesionaria del Servicio de Aguas de la ciudad .

FG_AUTHORS: Ayuntamiento de Santander – Noticia

Leer noticia completa: http://goo.gl/isSGrC