Se trata de un sencillo manual, que incluye 8 puntos básicos para hacer accesible un establecimiento comercial, así como 9 recomendaciones para tratar de ofrecer entornos, productos y servicios más confortables y cómodos de utilizar para todas las personas.
Los ediles y los representantes de los comerciantes explicaron que se distribuirán un total de 5.500 dípticos entre todo tipo de establecimientos del municipio con el objetivo de que puedan disponer de unas pautas mínimas que, en un lenguaje sencillo y de forma eminentemente práctica, les facilite la realización de una transacción comercial con una persona con discapacidad, independientemente del tipo que sea.

FG_AUTHORS: Ayuntamiento de Santander – Noticia

Leer noticia completa: http://goo.gl/zKld8S