La soprano Mariví Blasco, una de las voces más frescas y requeridas de la música antigua española, y el tiorbista Juan Carlos Rivera, uno de los intérpretes españoles de mayor reconocimiento en este género, serán este martes y el miércoles los protagonistas en los Marcos Históricos del Festival Internacional de Santander (FIS).

‘A che bellezza’ es el título del concierto que ofrecerán hoy en el Castillo de San Vicente de Argüeso (20.00 horas) y el miércoles en la Iglesia de San Román de Viérnoles (21:00 horas). Las citas cuentan con la colaboración de los Ayuntamientos de Torrelavega y Hermandad de Campoo de Suso, respectivamente.

El púbico podrá escuchar arias y cantatas del ‘Seicento’ pertenecientes a los músicos italianos de principios del XVII: Benedetto Ferrari, Giulio Caccini, Barbara Strozzi, Domenico Mazzochi, Johannes Hieronimus Kapsberger, Benedetto Ferrari, Stefano Landi, Alessandro Piccinini, Marco Marazzoli y Claudio Monteverdi.

Mariví Blasco y Juan Carlos Rivera colaboran artísticamente desde hace varios años y fruto de esa colaboración es el disco “A che belleza”, que ha sido galardonado con el premio Melómano de Oro.

‘A che belleza’ es uno de los versos que componen la canción de Benedetto Ferrari ‘Scrivete lá’ y que forma parte del programa que ofrecerán la soprano y el tiorbista.

Los autores elegidos son todos grandes exponentes de la música del primer barroco italiano. El siglo XVII presenció un gran momento en la historia de la música, particularmente en Italia. Ese período del mil seiscientos, en italiano ‘Seicento’, fue la época triunfante de la música, según indican desde el FIS.

La península se consolidó por entonces como una meca del arte, atrayendo a creadores de todo el continente que viajaban para conocer los nuevos estilos. Era muy rica la armonización, casi no existía la polifonía y abundaba la improvisación, aunque resaltando el bel canto de divos y divas.

La efervescencia creativa de esta época va siendo redescubierta hoy en día por todos los que, cada uno a su manera, aman y encuentran en estas canciones una fuente de inspiración y de alegría.