El edificio había sido declarado en ruina inminente por el Ayuntamiento de Santander. El inmueble, construido en 1920, según el catastro, presentaba signos de un abandono muy prolongado.

FG_AUTHORS: Ayuntamiento de Santander – Noticia

Leer noticia completa: http://goo.gl/kq7rq