La Fundación Botín ha sido premiada por los lectores de Archdaily, publicación especializada en arquitectura, por su sede en Madrid como la mejor obra en la categoría de Interiores.

La Fundación Botín, presidida por Emilio Botín, ha sido reconocida ha obtenido este reconocimiento en la cuarta edición de los premios Archdaily Building of the Year AwardsLos 70.000 participantes en las votaciones evaluaron casi 3.000 proyectos que competían en 14 categorías diferentes.

En el caso de la Fundación Botín, el edificio premiado está firmado por Emilio Medina García y Diego Varela de Ugarte, del estudio MVN Arquitectos.

La Fundación Botín en Madrid tiene su sede en un edificio industrial de 1920 situado en la calle Castelló 18, que durante años fue la fábrica de platerías Luis Espuñes. Los autores de su remodelación apostaron por dejar ver la historia del edificio, así como por potenciar la luz natural en los 1.500 metros cuadrados de este espacio.

 La planta baja acoge las actividades destinadas al público, mientras que la primera planta se destina a las áreas de gestión de la fundación. Todo el edificio está domotizado, de modo que muchas de las instalaciones pueden ser controladas a través de aplicaciones instaladas en dispositivos móviles como una tableta.

 La Fundación Botín iniciaba su actividad en su nueva sede en Madrid el pasado mes de enero.

Actualmente, la Fundación Botín promueve la construcción del Centro Botín, un espacio dedicado al arte y la cultura que estará ubicado en Santander y será inaugurado en 2014. El pasado mes de junio, Emilio Botín presidió el acto de colocación de la primera piedra del Centro Botín.

Los trabajos de hormigonado de la losa inferior del sótano del edificio del Centro Botín, diseñado por el arquitecto Renzo Piano e impulsado por la Fundación Botín, han finalizado el pasado fin de semana y se espera que en la primavera de 2013 su “esqueleto” sea ya visible, según los responsables de la obra.