La Fundación Botín invita a participar este 12 de diciembre, a partir de las 20:00 horas, en un concierto de música electrónica con los británicos Plaid en el Centro Botín, dúo referente del género de principios de los años 90 y de la electrónica global.

Según informó esta fundación en Santander, se trata de la primera actuación en Cantabria de este dúo compuesto por Ed Handley y Andrew Turner, que estarán acompañados por el guitarrista The Bee. Cabe resaltar que su primer álbum apareció en 1991, pero fue en 1997 cuando comenzaron a publicar con el mítico sello Warp Records, con el que desde entonces han lanzado 10 álbumes.

La fundación en Cantabria destaca a los artistas de Plaid por “introducir geniales variaciones rítmicas, emotivas melodías y sensuales texturas en la electrónica”, quienes abanderaron la electrónica de los 90 junto a otros artistas de culto como Autechre, Aphex Twin y Orbital. En su trayectoria profesional también figuran remezclas de artistas tan influyentes como Portishead, Bjork o Goldfrapp, así como la composición de la banda sonora de dos proyectos audiovisuales del director norteamericano Michael Arias.

Acerca del show en el Centro Botín

La organización que preside Javier Botín indicó que el show tendrá un marcado carácter audiovisual. Contará con una pantalla de 3×2 metros, diseñada especialmente para esta ocasión, que acompañará en todo momento al dúo y al guitarrista Benet Walsh, que presentará su último álbum, The Digging Remedy (2016).

Adicionalmente, se informó respecto a este concierto en Santander que la formación inglesa apuesta por la melodía como clave principal para todas sus composiciones, abogando por la creación de nuevos sonidos dentro de un género en constante evolución.

Este concierto se enmarca dentro de la programación de actividades culturales en Santander del Centro Botín, que abre un espacio a espectáculos de música contemporánea. El ciclo de shows audiovisuales fue inaugurado en septiembre por el madrileño Boris Divider, quien desplegó su sonido experimental y sus visuales reactivas y regenerativas a tiempo real en el edificio diseñado por Renzo Piano.