Liberbank ha procedido a reestructurar su red comercial, segmentándola en cinco direcciones territoriales. Cuatro cubren las zonas de origen de la entidad, mientras que la quinta se considera área de expansión.

Así, la red comercial de Liberbank queda configurada en las direcciones territoriales de Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Extremadura y Expansión (Andalucía-Levante Sur, Levante, Madrid y Noreste Peninsular).

Esta nueva estructura se adapta a la ejecución del plan comercial puesto en marcha en 2016, por el que se transformaron 153 oficinas urbanas localizadas en Albacete, Cáceres, Don Benito (Badajoz), Gijón, Oviedo y Santander a un nuevo modelo.

Entre los nuevos equipamientos de gestión comercial se encontraba ‘Liberfácil‘, que cuenta con un agente bancario remoto que permite realizar las gestiones bancarias a través de una asistencia personal a distancia, combinando la relación tradicional de la oficina con las nuevas tecnologías.

La reorganización de la red tiene el objetivo de potenciar la gestión del ahorro a largo plazo y las líneas de negocio minorista principales.

Así, se crea la figura del responsable de ahorro-inversión, que estará presente en cada dirección territorial y que dependerá de la Subdirección General de Negocios Estratégicos y Alianzas.

Asimismo, se implementa el puesto de responsable de Captación de Negocios, centrado en micro pymes y autónomos, y el de responsable de Colectivos.