Santander acogerá en septiembre la prueba test del Mundial de Vela que justo un año después se disparará en las aguas que bañan la capital cántabra dando cita a un millar de barcos y 1.500 deportistas de 95 países del mundo.

La regata, que se celebrará en unos meses de forma previa, servirá para probar que la ciudad está lista para acoger el mayor evento de la vela olímpica tras los propios Juegos. Cerca de 500 embarcaciones y un millar de regatistas se darán cita en Santander del 8 al 15 de septiembre en lo que supone un reto organizativo para una ciudad, que lleva meses preparando los importantes acontecimientos que tendrán lugar en 2014.

Santander pondrá a prueba durante esos días no sólo su capacidad para ser la sede de un evento de dimensiones internacionales, también se medirá su contrastada experiencia en la acogida de visitantes. Una experiencia que nació a principios del siglo XIX como capital turística referente del norte de España y que ha sabido evolucionar y hasta convertirse además en un emplazamiento destacado para la celebración de congresos y turismo MICE.