Ver más opciones
ZoomNews
Hace ya tiempo que resulta difícil entablar conversación con un racinguista, alguien del entorno del club, o un habitante de Santander al azar, en la que éste no utilice alguna de las palabras –cuando no todas- 'vergüenza', 'escándalo', 'golfada

Leer noticia completa: http://goo.gl/CU5lv