El Gobierno de Cantabria ha concedido ayudas a cinco empresas para implantar el uso de la bicicleta en sus centros de trabajo. Para ello, ha destinado 20.000 euros que se podrán invertir a lo largo de 2016 y 2017.

Estas ayudas corresponden al programa Bici.Work, enmarcado dentro del Plan de Movilidad Ciclista de Cantabria y que persigue convertir la bici en el medio «protagonista» de la movilidad diaria ayudando a mejorar la calidad de vida de las personas y los espacios que habitan, ha informado el Gobierno en nota de prensa.

Dos de las empresas beneficiarias se ubican en Santander (Phone & Fun y Editorial Cantabria-El Diario Montañés); otras dos en Torrelavega (Netkia Solutions y Aldro Energía y Soluciones); y otra en Camargo (Grumbalu Motor).

En los diferentes proyectos presentados se apuesta por la adquisición de más de 30 bicicletas, algunas de ellas eléctricas, que se pondrán a disposición de los empleados en régimen de préstamo, tanto para realizar sus desplazamientos cotidianos al centro de trabajo, como para los correspondientes al quehacer diario de las empresas.

También se prevé dotar a las empresas de accesos adaptados para la bicicleta, instalando aparcabicis y mejorando instalaciones interiores para facilitar su uso, como duchas o zonas de recarga de bicicletas eléctricas.

Los proyectos llevan asociados una campaña de sensibilización y difusión para concienciar de las «bondades» de una movilidad sostenible, así como diferentes cursos de conducción, mecánica de la bicicleta, etc.

Algunos de ellos, incluso, prevén realizar salidas conjuntas lúdicas que, además de influir en los hábitos de movilidad de los trabajadores, fomenten otros valores de equipo dentro de la empresa.

Dejar respuesta