El instituto Santa Clara de Santander ha recogido su historia en una exposición que se muestra en la primera planta del centro educativo con motivo del centenario de su construcción y que se puede ver de lunes a viernes de 16.00 a 21.00 horas.

Bajo el título ‘Santander, Santa Clara, el instituto, permanencias y cambio en la ciudad 1838-2016’, la muestra presenta un recorrido por la historia de este lugar, a través del análisis de la evolución del centro histórico de la ciudad, presentando una selección de detalles de documentos cartográficos antiguos, y planimetrías expresamente realizadas, que nos permiten apreciar los cambios producidos en Santander entre 1838 y la actualidad.

A través de 15 paneles se muestran, a través de documentación gráfica y breves textos, los cambios más importantes producidos en el centro histórico entre los años 1838 y 2016, dedicando especial atención a los años 1916, en que se finaliza la construcción del gran edificio que hoy alberga el Instituto Santa Clara, 1936 en que se producen importantes derribos en el centro de la ciudad (calle Atarazanas, iglesia convento de San Francisco, puente de Vargas) y 1941, en que el incendio y la posterior reconstrucción producen un cambio fundamental en la forma urbana.   

La exposición se cierra con un gran plano de la ciudad, de tres por tres metros, en que se muestran superpuestos monumentos y calles de la ciudad en distintas épocas, ofreciendo una inusual imagen resumen de la evolución histórica de Santander.   

La exposición ha sido dirigida por José Miguel Remolina Seivane, arquitecto y profesor del centro. Hoy martes, 8 de marzo, a las 19 horas, tendrá lugar una visita comentada.

Dejar respuesta