El edificio que Torrelavega ofrece en La Lechera para acoger el Museo de Prehistoria y Arqueología de Cantabria (MUPAC) necesitaría ampliación para cumplir las condiciones de espacio requeridas, pero supondría una «inversión no muy alta», según su alcalde, José Manuel Cruz Viadero, quien ha pedido al Gobierno regional que «no solo tenga» en cuenta cuestiones «técnicas» sino que también tenga «peso» la «crisis» que atraviesa la ciudad.

Así lo ha traslado el regidor al presidente y la vicepresidenta de Cantabria, Miguel Ángel Revilla y Eva Díaz Tezanos, en la reunión mantenida, en la que Cruz Viadero ha pedido al Ejecutivo la «valentía» y el «coraje» de «apostar» por la Comarca del Besaya y se ha mostrado «totalmente en contra» de que «toda» la cultura de Cantabria se encuentre concentrada en un lugar, en este caso Santander, y cree que debe estar «repartida» por toda la región.  

También ha recordado que Torrelavega es la «segunda ciudad de Cantabria» y ha opinado que no ha habido «ninguna» inversión de importancia por parte del Gobierno regional para un municipio que, según ha dicho, «lleva muchos años esperando» que se «apueste» por ella.

Tras la reunión, Revilla ha asegurado que la decisión sobre la ubicación del MUPAC no se tomará de forma «inconsciente» ni «con ánimo político exclusivamente» sino también en base a informes técnicos, como el que se ha demandado a la Universidad de Cantabria (UC).

Cruz Viadero, que ha estado acompañado por el primer teniente de alcalde, Javier López Estrada, ha insistido en que la ubicación es «idónea» y se «ofrece todo lo necesario» para poder hacer del MUPAC un «museo moderno» con todas las instalaciones que ello requiere, como zona de biblioteca o laboratorios de investigación.

El edificio que Torrelavega ofrece en La Lechera tiene 5.700 m2, que es menos de lo que se señala en el estudio de necesidades, (unos 6.500 m2),  pero el Ayuntamiento defiende que el edificio sea «municipal» permite comenzar a trabajar desde «mañana» en su ampliación y asegura que puede crecer hasta unos 14.700 m2 si fuera preciso.   

El alcalde ha opinado que, aunque tener el MUPAC «no solucionaría del todo el problema de paro de la ciudad, sí serviría para «dinamizarla de forma importante» y se ha mostrado convencido de que dotando al MUPAC con las instalaciones adecuadas que podría tener en La Lechera se conseguiría «con poco esfuerzo» el «triplicar, cuatriplicar o quintuplicar» el número de visitantes, que, según ha dicho, ronda los 30.000 al año, y convertirlo en una «fuente de riqueza» para la ciudad. El regidor torrelaveguense se ha comprometido a que si el museo va a Torrelavega, Cantabria tendrá el MUPAC que «se merece».

Dejar respuesta