La villa de Laredo se transformará, del 20 al 23 de septiembre, para acoger la celebración del Último Desembarco de Carlos V, que incluirá más de 50 horas de actividades y movilizará a más de 1.000 recreadores y 35 compañías profesionales, 15 asociaciones y cerca de 200 actores.

El evento se va a adaptar a personas sordas, convirtiendo así a Laredo en el primer municipio de España en tomar una medida de este tipo.

Además, y como novedad, las recreaciones de este año incluyen música barroca en directo interpretada por personajes participantes y la recuperación de la figura histórica de Francés de Zúñiga, miembro de la Corte considerado el precursor del esperpento como género literario.

Durante los cuatro días que dura esta celebración, un total de seis áreas de la villa se transformarán para dar vida a esta recreación histórica, que forma parte de las Rutas Europeas del Emperador Carlos V, un Itinerario Cultural del Consejo de Europa.

Las actividades se iniciarán el jueves 20, a las 19 horas, con la inauguración de un mercado integrado por 130 paradas de artesanos y 25 talleres de oficios antiguos que realizarán exhibiciones e invitarán a participar a los asistentes.

El director artístico del evento, el actor ganador de un premio Max, Edy Asenjo, ha explicado que la edición de este año apuesta por “potenciar” la calidad de los contenidos culturales que se verán en el Palenque, “porque creemos que la cultura de calidad tiene su sito en un evento festivo y multitudinario”, ha dicho.

Por ello, el viernes y sábado, en las recreaciones de los desembarcos del Emperador y de sus hermanas, sonará música barroca interpretada en directo por un personaje, el espíritu de Isabel de Portugal, la esposa difunta de Carlos V cuya muerte fue el inicio de la propia muerte del emperador y “cuyo recuerdo le acompañó siempre”.