El consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Francisco Martín, ha asegurado que «Cantabria ha roto su complejo y se encuentra en la cúspide de la gastronomía regional».

Así lo ha defendido durante su intervención en el cóctel degustación que el Gobierno de Cantabria ha ofrecido en los salones del Grupo Pedro Larumbe de ABC Serrano, en la capital de España, con motivo de la celebración de Madrid Fusión 2018, del que ha informado el Ejecutivo en un comunicado.

Los ‘Estrella Michelin’ Óscar Calleja (restaurante Annua de San Vicente de la Barquera, 2 Estrellas), Nacho Solana (restaurante Solana de Ampuero, una Estrella) y Quique Muñoz (restaurante El Serbal de Santander, una Estrella) junto con el jefe de cocina de La Casona del Judío de Santander (dos Soles Repsol), Sergio Bastard, han sido los encargados de representar a la cocina regional en esta cita gastronómica que ha reunido a 175 invitados.

Entre ellos han estado los fundadores de Madrid Fusión, el crítico de gastronomía, José Carlos Capel, y su hermana Esmeralda Capel; la directora del congreso, Lourdes Plana; Iñigo Iribarnegaray, en representación del grupo Vocento, empresa organizadora, así como varios cocineros de Japón (país invitado en la edición de 2018), entre ellos Yukio Hattori (considerado el número uno en el país nipón).

Chefs españoles como Koldo Royo y Elena Arzak y europeos como Sebastián Frank y Andrés Rieger también han asistido a la velada gastronómica cántabra, así como 150 periodistas nacionales e internacionales y rostros conocidos como el actor Iván Massagué y el televisivo meteorólogo Roberto Brasero.

Para Martín, este evento en la capital española representa «el mejor escaparate para dar a conocer al mundo el alto nivel alcanzado por la gastronomía regional» y su importancia como «reclamo turístico», en un momento en el que el turismo gastronómico «se ha convertido en uno de los principales motivos para viajar a los destinos y disfrutar de los productos y elaboraciones autóctonas».

El consejero de Turismo ha dicho «sentir orgullo» por este sector que ha convertido a Cantabria «en uno de los grandes destinos gastronómicos del momento» y ha definido a los cocineros encargados de la exhibición como «cuatro artistas trabajando sobre un lienzo». Martín también se ha referido al «gran año» vivido por la gastronomía cántabra que en 2018 ya cuenta con ocho Estrellas Michelin y un buen número de Soles Repsol.