Se trata de un edificio deshabitado que data de principios del siglo XX, cuyo derribo se ha ordenado que sea acometido por la propiedad en un plazo de dos meses.
«Desde el Ayuntamiento de Santander, seguimos velando por la conservación y el mantenimiento en buen estado de los edificios de la ciudad, con ayudas y acciones que van encaminadas a favorecer la reparación de los mismos y, paralelamente, eliminar los riesgos de aquellos inmuebles en estado ruinoso», ha subrayado Díaz.

FG_AUTHORS: Ayuntamiento de Santander – Noticia

Leer noticia completa: http://goo.gl/2NbK2V

Dejar respuesta