Se trata de un espacio de transición entre la calle Burgos y la Alameda de Oviedo, en la que confluyen otras calles importantes, que soporta un elevado tránsito tanto de peatones como de vehículos.
Una vez analizados los datos de tráfico, así como los relativos a la geometría y servicios existentes, se estudiarán las alternativas que garanticen la fluidez y seguridad del tránsito peatonal y mejoren la circulación viaria.

FG_AUTHORS: Ayuntamiento de Santander – Noticia

Leer noticia completa: http://goo.gl/07Ud3

Dejar respuesta