Se trata de una actuación que tiene como finalidad solucionar el fondo de saco que este proyecto generará en el tramo final de la calle Cádiz, ya que impedirán la salida de vehículos hacia las calles Calderón de la Barca y Antonio López, al eliminarse el paso por la calle Alfonso XIII.
El proyecto, que cuenta con un presupuesto de 1,5 millones de euros, de los cuales más de 400.000 serán sufragados por la Fundación Botín, y un plazo de ejecución de 7 meses, prevé la reordenación del tráfico rodado en la calle Cádiz, desde su intersección con la calle Lealtad hasta la Plaza de Alfonso XIII.

FG_AUTHORS: Ayuntamiento de Santander – Noticia

Leer noticia completa: http://goo.gl/2xiRvk

Dejar respuesta