La consejera de Turismo, Marina Lombó, ha felicitado a Noja por la consecución del ‘Safe Tourism Certified‘, el certificado de turismo seguro ante la COVID-19 que concede del Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE) y que lucen ya seis espacios públicos del municipio: las playas de Ris y Trengandín, el Molino de las Aves, la Oficina de Turismo, el Palacio de Albaicín y el Sendero de la Costa.

Lombó, junto con la directora general de Turismo, Eva Bartolomé, ha visitado hoy jueves la localidad para felicitar a su alcalde, Miguel Ángel Ruiz, y a la Corporación municipal por la consecución de este sello cuyo objetivo es generar confianza a los clientes y operadores turísticos nacionales e internacionales.

La consejera ha destacado que esta iniciativa contribuye a trasladar al exterior la imagen de una «comunidad segura para el turismo» y ha valorado el «gran esfuerzo» que ha hecho el Ayuntamiento para ir «un paso más allá» en el cumplimiento de los protocolos de seguridad.

«Lo que ha hecho Noja es ese plus de hacer una auditoría para comprobar que lo que dice el protocolo se está cumpliendo. Estoy convencida de que vais a tener un estupendo verano con las medidas que habéis tomado», ha apuntado.