Estructura del portal Web : 
Contenido: 

El Ayuntamiento de Santander ampliará sus ayudas sociales, de manera que abarquen nuevos conceptos, que no son cubiertos por las que otorga el Gobierno de Cantabria, como el pago puntual de la hipoteca o cursos de formación que mejoren las posibilidades de inserción laboral de los beneficiarios.

El alcalde, Íñigo de la Serna, ha presentado hoy la propuesta para la nueva ordenanza municipal de ayudas, que se trasladará a los grupos municipales para recoger sus aportaciones y sugerencias de cara a su tramitación, que requerirá de la aprobación por el pleno, un período de información pública y la aprobación definitiva y entrada en vigor, previsiblemente a finales de verano.

“Buscamos que las ayudas a las personas y las familias lleguen cuanto antes, que abarquen la cobertura de un abanico más amplio de necesidades y que puedan ser compatibles con las que reciben por parte de otras administraciones, de manera que les ayudemos más y mejor”, ha resumido el alcalde.

De la Serna ha indicado que el Ayuntamiento atiende cada año a alrededor de 14.000 personas y realiza más de 30.000 intervenciones relacionadas con alguna de las líneas de ayuda, subvenciones, servicios o programas sociales destinados a mejorar la calidad de vida de esos 14.000 santanderinos.

El alcalde ha explicado que la nueva ordenanza es el resultado del profundo análisis realizado, durante los últimos seis meses, por los trabajadores de servicios sociales de atención primaria del Ayuntamiento de Santander, para intentar que el procedimiento fuese más ágil, llegara a un mayor número de personas y se adaptase mejor a la realidad social.

Entre las novedades que recoge el documento, se encuentra la posibilidad del pago puntual de los gastos de hipoteca, cuando se produzcan imprevistos o situaciones sobrevenidas que impidan afrontarlos durante un período determinado de tiempo.

Asimismo, se podrán cubrir otros gastos ligados a la vivienda, como el cambio de una lavadora, que se sumarán a los que ya estaban incluidos en las ayudas actuales, como el alquiler, los recibos de agua, luz, comunidad, etc., los arreglos de primera necesidad, o los gastos generales como alimentación, cuidado infantil, apoyo al menor, productos de higiene o ropa.

Otra de las novedades es que se darán ayudas para cursos de formación, incluidos dentro de un plan de intervención por parte de los servicios sociales municipales, con el fin de favorecer las posibilidades de inserción laboral de los beneficiarios, de manera que puedan incrementar sus ingresos y afrontar las dificultades económicas que venían atravesando. 

Además, se flexibilizan los requisitos para acceder a estas ayudas hasta 1,5 veces el IPREM (antes los requisitos eran 1 IPREM y el Gobierno de Cantabria las establece en el 1,25) y se bonificarán en mayor medida las familias con menores y personas con discapacidad a su cargo.

Una inversión anual de más de 21 millones de euros en política social

De la Serna ha detallado que la nueva ordenanza reguladora de ayudas económicas municipales del Ayuntamiento de Santander distingue entre dos tipos: las ayudas de intervención, dirigidas a facilitar los procesos de intervención que los equipos técnicos de los Servicios Sociales de atención primaria desarrollan con personas o familias en riesgo de vulnerabilidad, riesgo o exclusión social; y las de urgente necesidad, orientadas a dar una respuesta inmediata a situaciones de urgencia social individual o familiar.

Estas últimas no van asociadas a procesos de intervención que requieren seguimiento por los trabajadores sino a paliar una carencia económica concreta en familias que no están en exclusión social.

No hay un importe máximo por familia en las ayudas de intervención, sino que dependerá del tipo de intervención necesario en cada caso y de los criterios técnicos de los trabajadores sociales municipales, mientras que las puntuales para gastos de vivienda  habrá un límite del 40% del IPREM anual.

Las ayudas podrán ser, según su pago, puntuales (con pago único o fraccionado para cubrir una situación puntual de urgente necesidad) o periódicas (con pago fraccionado y posibilidad de prórrogas dirigidas siempre a superar un proceso de exclusión social e irán vinculadas a un plan de intervención).

El alcalde ha recordado que el Ayuntamiento de Santander, que invierte más de 21 millones de euros anuales en políticas sociales, fue pionero en poner en marcha un fondo de emergencia social, que se denominó extraordinario porque complementa el resto de ayudas y programas de los servicios sociales.

Este fondo está dotado anualmente con un presupuesto de 500.000 euros y con el compromiso de ampliación si es necesario, para atender todas las demandas que se reciban, que se resuelven en un período de en torno a 2-3 semanas desde la solicitud.

Resumen: 
Se flexibilizan los requisitos para acceder a estas ayudas hasta 1,5 veces el IPREM y se bonificarán en mayor medida las familias con menores y personas con discapacidad a su cargo
Fecha publicación: 
06-05-2016
Imagen : 
El Ayuntamiento ampliará sus ayudas sociales al pago de hipotecas o cursos para la inserción laboral
Imagen portada: 
El Ayuntamiento ampliará sus ayudas sociales al pago de hipotecas o cursos para la inserción laboral

FG_AUTHORS: brf0578

Leer noticia completa: http://santander.es/contenido/ayuntamiento-ampliara-ayudas-sociales-pago-hipotecas-o-cursos-formacion-insercion-laboral

Dejar respuesta