Cantabria lideró el descenso del paro en julio, con una caída del 4,9% respecto al mes anterior, la más alta de todo el país (donde el descenso medio fue del 0,67%), y que sitúa el número total de desempleados en esta comunidad autónoma en 46.730, tras contabilizarse 2.406 parados menos.

Según datos del Ministerio de Empleo y la Seguridad Social, difundidos este lunes, el de julio es el sexto descenso consecutivo del paro en la región, que se suma a los que se vienen registrado desde febrero de este año.

En todo el país, el número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo Inem) bajó en junio en 29.841 personas respecto al mes anterior, sumando también un semestre continuado de descensos, hasta situarse el total de parados en 4,4 millones.

En relación a julio de 2013, el paro bajó en Cantabria en 3.315 personas, un 6,6%, descenso también superior al de la media nacional, que fue del 5,94% (278.954 personas).

El paro bajó en Cantabria en julio en todos los sectores, excepto en la agricultura, donde se inscribió un nuevo desempleado. Donde más cayó el desempleo fue en el sector servicios, con 1.773 personas que encontraron trabajo, seguido de la construcción, con 378, y la industria, con 239. Por su parte, 17 integrantes del colectivo sin empleo anterior encontraron un trabajo.

De este modo, de los más de 46.700 parados cántabros, 30.295, que constituyen la inmensa mayoría, pertenecen al sector servicios, seguidos de los 7.083 de la construcción, 4.492 de la industria, y 670 de la agricultura. Además, hay 4.190 desempleados que no han tenido un trabajo con anterioridad.

De todos los parados contabilizados al cierre de julio en la región, 23.824 eran hombres y 22.906 mujeres. Por edad, la mayoría tenían más de 25 años, en concreto 43.042, de los que 21.764 son hombres y 21.278 mujeres. El resto, 3.688, son menores de dicha edad, y también son más numerosos los varones, 2.060, frente a 1.628 mujeres.

Del total de parados, 4.190 son extranjeros, lo que supone 380 menos que en junio, esto es, un descenso del 8,32%. Pero si se compara con julio del año pasado, la caída en Cantabria fue algo inferior, del 6,24%, al haber 279 parados menos de otros países. La mayoría de estos desempleados son de países extracomunitarios, 2.807, mientras que 1.383 son de estados miembros de la Unión Europea.

La caída del paro en el séptimo mes del año en Cantabria se acompañó de un incremento de la contratación, con 21.424 firmas, un 12,6% más que en junio (2.408 contratos) y un 2,7% más en términos interanuales (574).

No obstante, la mayoría de estos nuevos contratos fueron temporales, en concreto 20.227, frente a los 1.197 indefinidos, que suponen, estos últimos, 41 más que el mes anterior (+3,5%) y 58 más que hace un año (+5,09%).

Por su parte, los temporales representan un incremento del 13,2% respecto a junio, al contabilizarse en un mes 2.367 contratos más, y del 2,6% sobre julio de 2013, con un aumento del número de rúbricas en 516.